Skip to main content

La Fundación Idiliq continua con su firme apuesta en Tenerife para mejorar la calidad de vida de los que más lo necesitan.

En este sentido, la Fundación ha colaborado un año más con Cáritas Diocesana de Tenerife a través de la donación de 80 tarjetas regalo valoradas en 2.000 euros para que ningún niño/a se quede sin juguetes en Navidad.

Una iniciativa que la entidad lleva realizando desde hace ya seis años con el objetivo de llevar la ilusión a todas aquellas familias más desfavorecidas.

Cáritas es «la voz de los sin voz». Trabajando por la justicia social, bajo un modelo que implica a toda la comunidad, a través de un acompañamiento cercano y de manera integral. Apostando por la sensibilización y la denuncia, para ir dando pasos hacia cambios estructurales, que son los que posibilitarán una realidad más justa para todos.